Estamos acostumbrados a degustar en nuestro desayuno los famosos chilaquiles. No hay lugar o restaurante en México que no los coloque dentro de su menú, pero ¿sabes dónde se originó este delicioso platillo?. Nosotros te contaremos un poco de su origen.

Los chilaquiles son un platillo mexicano elaborado a base totopos (trozos de tortilla de maíz fritos o tostados) bañados en salsa de chile verde o roja.

También puede contener otros ingredientes como: pollo deshebrado, carne de res, chorizo, huevos al gusto, queso, entre otros.

La palabra chilaquiles viene del náhuatl, de la palabra chi-laqui-lli, conformada por chi-l(-li) “chile”, el ingrediente principal, y aqui-lli sustantivo derivado del verbo aquia “estar metido en, entrar en algo”, por lo que aqui-lli significa “[algo] metido en”. Por lo tanto la palabra chi-laqui-lli castellanizada como chilaquil significa “Metidos en chile” en referencia a los totopos y es un platillo mestizo.

Este platillo es considerado por costumbre un alimento matinal, sirviéndose casi siempre a la hora del desayuno. Hay que aclarar que la palabra chilaquiles cuando se refiere al platillo, se utiliza siempre en plural, pues el singular es un coloquialismo de significado distinto; “chilaquil” que, como muchas expresiones del habla coloquial suele variar su definición aunque tiene el mismo origen.

¡Conozcamos México!

0 94